Guía básica para unas vacaciones en Sri Lanka

Sobre el océano índico flota esta isla asiática, a escasos kilómetros al sur de la India, que cuenta con 20.000 habitantes. Es uno de los centros principales del budismo. La Isla de los Mil Nombres, como se la conoce, acerca los paisajes de plantaciones de té, las zonas montañosas, las ruinas arqueológicas y los templos budistas.

Templo dorado de Dambulla

Recomendaciones

Para poder viajar a Sri Lanka es necesario adquirir el pasaporte con una validez para seis meses.  En el caso de los españoles no es necesario el visado para estancias menores a 30 días. El inglés está considerado como el tercer idioma, por lo que no resulta muy complicado entenderse con la gente que lo hable, que es bastante. Aún así, los idiomas oficiales son el cingalés y el tamil. El clima es ecuatorial; calor y humedad en las zonas costeras. En la montaña las temperaturas son más templadas y el clima más seco. Antes de emprender rumbo, importante realizar el cambio de moneda a la oficial del país: la rupia srilankesa, muy parecido al valor que tenía la peseta, ya que un euro son 163 Rs. La diferencia horaria respecto a la España peninsular es de cinco horas más. Existen dos periodos de lluvia importantes en el país, el gran monzón (de mayo a agosto) y el pequeño monzón (de noviembre a enero), por lo que la mejor época para hacer la visita es de diciembre a abril, el periodo de clima más seco.

 

Cómo llegar

El principal aeropuerto es el de Ratmalana, en Colombo, que se encuentra a unos 30 km de la ciudad. Si se viaja desde Madrid existen muchas compañías que organizan estos itinerarios con dos escalas, en un aeropuerto europeo y en otro asiático. La aerolínea nacional de Sri Lanka es SriLanka Airlines. La duración del viaje es de alrededor de 20 horas. Desde Londres son 12, desde Hong Kong 5. La terminal cuenta con servicio de taxi, tren y autobús. Los trenes comunican Colombo con todas las poblaciones. Han puesto a funcionar, no hace mucho, algunos con vagones de primera clase, aunque la mayoría son normales.

 

Cómo moverse

Alquilar un coche en cualquiera de los aeropuertos es una buena opción para desplazarse libremente. Se conduce por la izquierda. Aunque otra posibilidad, algo más costosa pero recomendada, es contratar un vehículo con chófer que también sea guía.

Casi todas las poblaciones están comunicadas por un servicio de autobuses. También hay disponible  una amplia red ferroviaria, con trenes legendarios como el Viceroy o el Luxury Hitachi Tourist Train, que une Colombo y Kandy.

Para desplazarse dentro de las ciudades los transportes más comunes son los vehículos a pedales que llevan motor, conocidos como rick-shaw, o las moto-taxis. Los taxis convencionales también se pueden encontrar.

 

Dónde alojarse

Numerosas cadenas hoteleras internacionales se localizan en Colombo. Se encuentran unos 7 hoteles internacionales de 5 estrellas. Hay zonas diferenciadas. Por ejemplo, en la costa destacan los bungalós y también el alquiler de habitaciones en casas particulares. Esto último, es una forma de conocer cómo viven los habitantes de la zona. Si nos instalamos en el centro hay hoteles apostados en antiguas haciendas coloniales; una zona, además, rodeada de plantaciones de té.

 

Colombo

Es la capital de Sri Lanza y ciudad más poblada, se sitúa en la costa occidental al suroeste del país y es la que mayor número de turistas recibe. Su atractivo principal se encuentra en su carácter exótico y en su continuo bullicio de gente. La mayoría de lugares de interés se concentran en el Fort District, donde se descubren los edificios de la época colonial. Entre sus visitas indispensables destacan el agitado mercado, la mezquita Jami Ul Alfar, el Templo de Dipadutaramya, la catedral de Santa Lucía, asentada en una colina con vistas al mar, la Mezquita Jamir-ul-Alfar, la Iglesia de San Pedro, el paseo marítimo Galle Face Green y el Museo Nacional, cuya colección arqueológica nos acerca el pasado de la isla.

 

Kandy

A 100 km al nordeste de Colombo, y en el centro del país se encuentra Kandy, ciudad sagrada del budismo y centro de peregrinaje. Fue declarada patrimonio de la Humanidad en 1988. En su visita destaca el templo Dalada Maligawa, o Templo del Diente, donde se guarda la reliquia más importante del país: un diente de Buda. Precisamente durante la celebración de la Esala Perahera o Procesión del Diente de Buda, tiene lugar la mayor atracción de visitantes. Otros puntos interesantes son el lago artificial Natha Devale (del siglo XIV), los templos de Lankatilaka o Gadaladeniya y los Reales Jardines, con una asombrosa colección de flora tropical. En Kandy es imprescindible visitar sus pintorescos mercados, donde se respiran los aromas de frutas exóticas, té y especias. A 13 km se sitúa la reserva de Pinnewalla, donde se localiza el Orfanato de Elefantes, una reserva faunística que cuida de crías de elefante en cautividad.

 

Nuwara Eliya

Entre colinas, valles y cascadas se localiza Nuwara Eliya, al sur de Kandy, ciudad que descansa sobre la montaña Pidurutalagala –la más extensa del país (2.524 m). En esta localidad se cultiva el mejor té negro del mundo. Se mantienen aún muchas mansiones de la época colonial, algunas convertidas en hoteles. La visita obligada es su factoría de té para, además de adquirir el producto, observar el proceso de secado y tueste de la planta. Una excursión habitual desde Nuwara Eliya son las Horton Planes, montañas desde las que se vislumbra el macizo Central de Sri Lanka y se llega al precipicio conocido como El fin del Mundo, con espectaculares vistas.

 

El triángulo cultural

Hay que situarse al norte de la ciudad de Kandy para encontrar este lugar. Aquí se hallan los tres sitios arqueológicos más significativos de Sri Lanka, que establecen la ruta conocida como el Triángulo Cultural. Se puede comprar un ticket conjunto para entrar en las ruinas de estas ciudades. La primera para visitar es Polonnaruwa, capital de la antigua Celián entre los siglos XII y XIII. Hasta el siglo XIX no se descubrió la mayor parte de esta ciudad debido a que estaba envuelta entre la vegetación. Su monumento más importante es el Gal Vihare, un conjunto de cuatro budas tallados en diferentes posiciones sobre rocas de granito. Destacan también los palacios reales de Parakramabahu I y de su sucesor, Nissanka Malla.

Si nos desplazamos unos km al norte se llega al recinto de Anuradhpura, -donde aun quedan zonas que no se han explorado- primera capital de la isla en el siglo IV a.C. Se pueden alquilar bicicletas para moverse más cómodamente. La ciudad conserva dagobas (templos que contienen reliquias) como la que guarda un hueso de Buda, y el Sri Maha Bodi o Árbol de la Iluminación.

Más al norte se halla la fortaleza de Sigiriya, levantado sobre el siglo V sobre un monte de 200 m de altitud, al que se sube por una escalinata pegada a la roca. El rey Kasyapa la mandó construir en el siglo V. En mitad de camino de la subida a esta llamada Roca del León, hay una galería de jardines y valiosas pinturas al fresco. Los tres sitios fueron declarados patrimonio de la humanidad en 1982.

 

Galle y Welligama

Son las principales zonas de baño de la costa meridional del país. A 116 km de Colombo se encuentra Galle, la ciudad más grande del sur, construida y fundada por los holandeses y portugueses, que conserva el fortín del siglo XVII. Cuenta con un casco histórico, con aspecto de ciudad fantasma, y una zona moderna.

Welligama destaca por sus arenales orlados por arrecifes de coral y cocoteros, como la playa de Mirissa. Un atractivo de la zona es visitar a los pescadores de caña que pasan el día aupados a un poste hundido en el agua. También se suelen hacer excursiones en catamarán. La zona ofrece una diversa red de hoteles y restaurantes.

Booking.com

0

Respuestas o comentarios


Accede con tu nombre de usuario o regístrate para poder responder.

Crea tu cuenta viajera y empieza a participar en la comunidad. Es gratis y te llevará 15 segundos!




Hazlo fácil!

Utiliza tus cuentas de Facebook o Twitter para entrar en Dudas Viajeras

Entrar usando Facebook