Turismo en San Pedro de Atacama, Chile

San Pedro es una ciudad muy pequeña, la zona y sus alrededores está restringida a una calle principal y a unas cuantas más. Y, para ser claros, la calle son de dos o tres cuadras, nada más que eso.

Todo lo que no es parte de esta pequeña ciudad o de la calle principal es también San Pedro, pero no tendrás contacto con absolutamente nada, a menos que hagas como muchos y elijas un hotel, lejos del centro – recordando que ahora generalmente se resuelve con 10 minutos a pie (por cierto, es la pista para cualquier persona que ya está teniendo problemas para encontrar alojamiento: San Pedro, ya sea por la noche o por la mañana, toda distancia es accesible).

El cielo de San Pedro es indescriptible: un solo tono de azul, sin nubes y con una maraña de estrellas tan pronto como cae la noche que hace del lugar un punto incomparable para ver las estrellas y estudiar la astronomía.

San Pedro fue pintado por la naturaleza en tonos de rojo, el color de la tierra, que en la temporada de lluvias se convierte en barro de arcillas. Por cierto, ya que hablamos de lluvia, ten cuidado: San Pedro y la lluvia no se mezclan. Es un viaje en vano, como se le dice a la gran mayoría que visita la zona.

En San Pedro se hace todo caminando, o bien, como indican las guías, en bici (pero bueno, nadie necesita una bicicleta). La mayoría de las veces simplemente entrar en el transporte que te llevará a la carrera del día, porque así es como se calcula un viaje a San Pedro: en los paseos.

Dinero y compras

Puedes gastar mucho más de lo esperado sin esfuerzo. Es posible comer pagando poco, pero recuerda que estás en el desierto, un lugar donde lo básico es caro: el agua es un artículo preciso y plantea todo tipo de precios y tiene aun mayor costo en los restaurantes.

Y ya que estamos hablando de restaurantes, muchos consideran como mas que excelente todo lo relacionado a lo gastronómico y es que San Pedro es una tentación, y en el peor una tentación imprevista, que te lleva por sorpresa y excitación. Si estás preparado para lo básico, te sorprenderá lo delicioso del pescado, filetes de todas las formas y presentaciones y barbacoas inolvidables chilenas con carne de res, cerdo y pollo.

Había dos comidas al día con el estilo de la zona, después de todo, se tiene sólo tres días allí, pero debes de ir con suficiente dinero, ya que querrás comer cada vez mas y tampoco es que sea tan barata al comida. En muchos casos la comida gira alrededor de $50 por comida, pero no te preocupes que todo se puede pagar con tarjeta de crédito.

Sí, así como lo lees, tarjeta de crédito: No se tiene ningún problema, todo el mundo acepta las tarjetas de Visa, Mastercard y todas las demás sin dolor de cabeza. Así que por tarjeta de crédito no tienes excusas.

Alimentación y bebidas

Bueno, ya hemos hablado de esto, pero en cuanto a la bebida es muy asequible y buena. Los vinos chiles son bien famosos en todo el mundo por su gran calidad. Con una alta temperaturas y altitudes mas elevadas de lo común que pueden causar migrañas instantáneas en extremas. Piensa dos veces antes de querer probar cualquier tipo de alcohol, y es como un dicho de la zona dice: Nunca subestimes al desierto.

Cuando las personas llegan a San Pedro y descubren que hordas de extranjeros que caminan por las calles tienden a relajarse.

Nunca viajes a San Pedro sin un botiquín de primeros auxilios con todo lo que puedas necesitar. Un médico u hospital puede tomarte una hora de distancia de la civilización más cercana. Por eso si sufres de alguna enfermedad que tengas que medicarte, lleva todo tu arsenal médico y si puedes algo mas para cualquier eventualidad o imprevisto que surja. Esté preparado para medicar en los casos ordinarios, pero prestando especial atención a los dolores de cabeza, náuseas y fiebre.

Turismo y Hospitalidad

Al igual que cualquier lugar que sobrevive del turismo, la gente no es muy amable y atenta. Bueno, son chilenos, y los chilenos son gente muy amigable y amena.

Al día de hoy San Pedro se ha convertido en una ciudad enteramente turística. No es que hayan sido objeto de una americanización completa, ni mucho menos, pero es prácticamente imposible pasar por algunas lugares sin ver el elemento turístico presente: hay mas hoteles casi que casa, hostales de muy buena calidad en todo el lugar donde hay agua por todas partes.

Es curioso cómo un lugar tan propicio a la falta de estructura compleja puede sorprender – pero es aún más divertido cuando después de dos o tres días, comiendo en el restaurante francés te des cuenta de que estas en San Pedro: en el desierto de Atacama, el desierto más seco del mundo, donde casi nada sobrevive.

Booking.com

0

Respuestas o comentarios


Accede con tu nombre de usuario o regístrate para poder responder.

Crea tu cuenta viajera y empieza a participar en la comunidad. Es gratis y te llevará 15 segundos!




Hazlo fácil!

Utiliza tus cuentas de Facebook o Twitter para entrar en Dudas Viajeras

Entrar usando Facebook