Viajar a Burdeos, Francia. Qué visitar?

burdeos

 

Las personas que viajan a Francia como turistas; en general lo hacen para conocer en primer lugar París, la ciudad luz, una ciudad que enamora a cualquiera y especial para viajar en pareja en lo posible, con cafés donde sentarse a disfrutar teniendo de fondo la Torre Eiffel, el río Cena, la Opera, Notre Dame, y muchísimos lugares o edificios que de solo nombrarlos ya serían suficiente razón para viajar la distancia que fuere; también muchos viajan a Francia con motivos religiosos, además de los turísticos, para conocer la Basílica de Nuestra Señora de Lourdes; pero posiblemente nadie viaje para conocer solamente la ciudad de Burdeos puntualmente, sin embargo la historia y belleza de la ciudad ameritan un viaje en sí, conozcámosla más en detalle.

Se encuentra en el sudoeste de Francia y es la quinta en cantidad de habitantes.Conocida como La Pequeña Roma, fue testigo en primera persona de la segunda guerra mundial, en su puerto todavía se encuentran y se pueden visitar los búnkeres construidos por el ejército nazi.

La ciudad se encuentra en la ruta del Camino de Santiago, por lo que los turistas de a pie y en bicicleta llegan a ella diariamente. Además posee hoteles con variedad de precios; algunos realmente accesibles que tendremos que contratar con anterioridad ya que se ocupan rápidamente por los visitantes que pasan realizando la peregrinación religiosa.

Históricamente en sus tierras nacieron o se instalaron como ciudadanos numerosos y conocidos filósofos y escritores; por nombrar al Barón de Montesquieu, François Mauriac, Montaigne, entre muchos otros, el auge en tal sentido lo tuvo en el siglo XVI.

Fue a partir del siglo XVIII que se comenzó a conocer por la calidad y cantidad de sus viñedos y la instalación de bodegas, lo que se convirtió en la principal actividad de Burdeos y la zona. Siendo hoy día reconocida mundialmente; no podemos dejar de visitar las vinotecas, bodegas y las casas de degustación de vinos para conocer la amplia variedad que posee.

El centro de la ciudad puede ser recorrido caminando, pero para llegar al puerto y a zonas periféricas, podemos usar muy bien su sistema de tranvías, con 44 Km. de longitud, no solo transporta a los turistas sino que a gran parte de los 240.000 habitantes que diariamente realizan sus actividades.

La ciudad propone múltiples sitios para conocer; posee 10 museos municipales; una flora muy cuidada en toda la ciudad que por momentos mezcla edificios con pequeños bosques de pinos o viñedos; el Puerto De La Luna, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, se refiere a toda la costa de la ciudad formada por el río Garona.

Queda claro que la ciudad tiene mucho para ofrecer, constantemente es visitado por personas de todo el mundo y el idioma no llega a ser un problema para aquellos que no hablan francés, ya que al encontrarse tan al sur abundan los españoles en la zona, ya sea como turistas o como habitantes permanentes. A pesar de ser una ciudad de considerable tamaño todavía respira aires de pequeño pueblo típico del sur de Francia.

Booking.com

0

Respuestas o comentarios


Accede con tu nombre de usuario o regístrate para poder responder.

Crea tu cuenta viajera y empieza a participar en la comunidad. Es gratis y te llevará 15 segundos!




Hazlo fácil!

Utiliza tus cuentas de Facebook o Twitter para entrar en Dudas Viajeras

Entrar usando Facebook